GuidePedia

0

Muchas personas no se arriesgan a mandar a sus mascotas solas en el avión, por riesgo a que sufran asfixia o incluso ataques de nerviosismo y pánico que puedan desembocar en deshidrataciones e incluso males mayores en los perros de edad más avanzada. Podrás llevar a tu perro en cabina dependiendo del peso del mismo y de su longitud, si es más pequeño y presenta un peso inferior a 5 kilos, siempre podrás llevarlo en un transportín, que te permita tenerlo contigo con toda seguridad.

Hay compañías de avión que te permitirán mediante el pago anticipado de una tasa, el llevar a tu mascota, con total seguridad de éxito, sin perturbar a los viajeros ni tu estabilidad, asegurando que al menos estará contigo durante el viaje.

Asegúrate que al llegar a destino, tu mascota dispondrá de agua suficiente para calmar el nerviosismo y los cambios bruscos de temperatura y no lo obligues a comer, hasta que recupere de nuevo la tranquilidad.

Publicar un comentario en la entrada

 
Top